Molinos de Duero, centro neurálgico de la carretería

La localidad inauguró ayer una exposición y también un monolito de dos metros dedicado a los carreteros

El pasado carreteril de la comarca de Pinares es de sobra conocido por todos ya que en esta zona se transportaban desde productos vitales para la economía de nuestro país hasta la artillería y las municiones en tiempos de guerra. Pero fue la localidad de Molinos de Duero el más importante enclave de este tráfico en el siglo XVIII, ya que en 1753 tenía una cabaña de 2.617 bueyes que tiraban de 872 carretas, el mayor número de cabezas de tiro de la carretería soriana, que a su vez era la más importante de España. 
Ese pasado se puso de manifiesto en la tarde de ayer con la inauguración de un monolito dedicado a los carreteros y con la apertura de una exposición en el Museo de La Gamella en la que la carretería será el tema protagonista indiscutible. Dos apuestas que pondrán a esta localidad de la comarca de Pinares como centro neurálgico de la carretería este verano. 
A 19.00 horas se inauguró el monolito dedicado a los carreteros ubicado junto al Ayuntamiento. Se trata de una obra inédita donada y creada por el empresario local Pedro Delgado y que está realizada en chapa al corte donde se representa un carretero tirando de un buey que lleva en un carro una rueda de molino. Una escultura de dos metros de alto por tres metros de largo que no dejará a nadie indiferente. 
Además, el acto inaugural presidido por el alcalde Miguel Bonilla contó con la entrega del premio al primer Carretero de Honor al propio autor de la escultura, Pedro Delgado, una de las personas más importantes en torno a la carretería en Molinos. Un acto que pretende ser un reconocimiento a aquellas personas que favorecen que no se olvide el legado de la carretería en este pueblo. «Es un premio que otorgaremos cada año, dentro de los actos que se pretenden llevar a cabo con la creación de una hermandad de carreteros, entre los que se encuentran una fiesta anual», explicó Bonilla. 
La tarde continuó con la apertura de la exposición en el Museo de La Gamella, lugar donde desde ayer hasta el 30 de septiembre se podrá visitar una muestra también del autor Pedro Delgado, con numerosos utensilios y herramientas de la carretería. Esta apertura se completó con la demostración de trabajos forestales y bailes pinariegos. 
Los visitantes podrán conocer de forma gratuita los aperos que se utilizaban para el arrastre de pinos, las herramientas que utilizaban y cómo se realizaba el trasiego de madera o piedras con los bueyes de arrastre. Además, entre otras cosas, también se exhibirá una colección de monedas que utilizaban los carreteros desde el 1452 hasta 1900 y las ruedas de carretas más antiguas que se conservan y que datan del año 1820. 
Además del monolito que se inauguró ayer, Molinos cuenta desde hace varios años con otro símbolo carreteril: una carreta antigua colocada bajo una construcción de madera donde puede leerse un grabado que indica que formaron parte de la Real Cabaña de Carreteros. En este monolito también está tallado en madera el escudo de Molinos de Duero.

http://www.heraldodiariodesoria.es/noticias/cultura/molinos-duero-centro-neuralgico-carreteria_135207.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies