Pinares da por concluida la campaña de setas por las heladas

Cierra una mala temporada en la que la producción ha sido muy escasa/ Según el Instituto Micológico Europeo, cabe alguna esperanza si sube la temperatura

Pinares da por finalizada la campaña micológica este otoño después de las heladas que han sufrido los montes estos días, que han bajado de los tres grados en términos municipales como Duruelo de la Sierra, según indica su alcalde, Alberto Abad, quien lamenta una campaña muy corta y mala, en la que «la mayoría no ha cogido nada».
El frío se ha adelantado cuando comenzaban a llegar las lluvias, en las que se depositaban las esperanzas para salvar la temporada. «Las previsiones no son buenas para estos días y son muchos días de hielo hasta el sábado como para que se pueda recuperar», añadió el alcalde de Duruelo, que junto con Covaleda, Vinuesa, Molinos de Duero, Salduero y Montenegro de Cameros constituyeron el coto micológico Montes de Urbión, con una superficie de 25.000 hectáreas.
La misma percepción traslada el alcalde de Cabrejas del Pinar, Fidel Soria, quien sige al frente de la unidad de gestión de aprovechamiento micológico Montes de Soria, conformada por 68 propietarios, con una superficie de 120.000 hectáreas. «Ya es muy difícil que fructifique así que la campaña se ha acabado casi antes de empezar», destaca al respecto de una «mala» temporada, sobre todo para los boletus, porque quizá todavía sea posible encontrar níscalos.
De hecho, el alcalde de Almazán, José Antonio de Miguel, afirma que en su zona todavía existe recolección, aunque reducida. «Si no hiela mucho habrá esperanza», auguró, ya que la nieve es positiva para el monte por la humedad que reporta. «Hasta los tres grados bajo cero el monte aguanta», asegura.
Por su parte, desde el Instituto Micológico Europeo mantiene una ligera esperanza. Según apuntan, el brusco descenso de temperaturas registrado en los últimos días con heladas generalizadas en la provincia de Soria es un episodio negativo para la fructificación generalizada de setas. «Esta circunstancia, sumada a los valores de humedad en el suelo que todavía son más bajos de lo normal para esta época del año según la Agencia Española de Meteorología, Aemet, hace que no resulte nada favorable para recuperar la campaña otoñal de setas en 2018».
No obstante, puntualizan, «cabe recordar que estamos a finales de octubre y que todavía tenemos el mes de noviembre como un mes típicamente productor de setas especialmente en los pinares llanos».A este respecto y bajo un prisma positivo, recuerdan que hay previsión de lluvias para los próximos días, «por lo que si sigue lloviendo en noviembre y suben las temperaturas, todavía se podría albergar cierta esperanza de recuperación de la campaña otoñal de 2018».
Especialmente estaría refiriéndose a las setas más tardías como las tricholoma portentosum, el níscalo (lactarius grupo deliciosus) o saprófitos como la seta de cardo (pleurotus eryngii). En todo caso, concluyen desde el Instituto Micológico Europeo, todo apunta a que la campaña otoñal será «mala» en 2018, lo que contrasta con la buena campaña registrada en casi todos los sistemas montañosos de la cuenca mediterránea este año en España.

Asimismo, en toda la provincia se han otorgado más de 11.000 permisos micológicos, lo que es valorado como satisfactorio, teniendo en cuenta las condiciones micológicas con las que se abría la campaña. El programa de micología de Castilla y León, Micocyl, ha expedido 10.000 permisos en menos de tres semanas, dando derecho a la recolección tanto en el coto de Montes de Socios (120.000 hectáreas) como en Montes de la Comunidad de Castilla y León en Soria (30.000 hectáreas).
«Está fenomenal esta cifra», señaló el alcalde de Cabrejas del Pinar, Fidel Soria, quien todavía ejerce las funciones de presidente de la unidad de gestión de aprovechamientos micológicos de Montes de Soria. La mitad de esos permisos se han solicitado por internet y un cuarto, unas 2.500 corresponden a foráneos. Por lo tanto, la mayoría ha sido compradas por vecinos de los pueblos adscritos a este coto. «La gente estaba esperando a sacarse los permisos porque ya se ha mentalizado de que es necesaria la licencia. Muchos acudían a preguntarnos cuándo se podían adquirir», comentó el alcalde de Cabrejas.
Por su parte, el primer coto constituido en la comunidad de Castilla y León, el de Montes de Urbión (25.000 hectáreas), ha expedido desde el pasado 8 de octubre, es decir, tres semanas, 1.189 licencias, tal y como apuntó el alcalde de Duruelo de la Sierra, Alberto Abad. Una cifra que ha reportado en torno a los 4.000 euros ingresados por los seis municipios que conforman el coto, Covaleda, Vinuesa, Molinos de Duero, Salduero, Montenegro de Cameros, además de Duruelo. Esto evidencia que la mala campaña micológica no ha sido suficiente como para disuadir a los aficionados, que no han perdido la esperanza. La presencia de foráneos atraídos por las setas se ha mantenido, de hecho, los pueblos de Pinares han logrado llenar sus establecimientos hosteleros y de restauración. Sólo el pasado fin de semana, ante la previsión de mal tiempo, hubo alguna cancelación, por ejemplo en Almazán.
«En general la afluencia ha estado bien», manifestó el alcalde de Duruelo. «Tenemos ya fama de micología, y la gente, aunque no se lleve setas, se da un paseo, sale del monte cargada de energía, con lo que se va encantada», añadió, haciendo un balance en positivo. «Lo damos por válido y muy favorable», matizó, en referencia a su marcha del Micocyl.

Enlace: http://www.heraldodiariodesoria.es/noticias/soria/pinares-da-concluida-campana-setas-heladas_119939.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies