Un nuevo proyecto por definir

La dirección deportiva trabaja en la búsqueda de un entrenador para la próxima temporada y los refuerzos para una plantilla que cuenta con un importante número de efectivos a final del curso

A falta todavía de conocer el nombre del responsable del banquillo del Numancia para la próxima temporada, la nómina de jugadores incluye un número importante de efectivos confirmados, siempre puede variar y modificarse según el criterio del próximo entrenador y de los derroteros del mercado, que deberán presentarse el próximo 11 de julio en las oficinas del club soriano, previo paso al comienzo de los entrenamientos un día después. La lista de jugadores incluye a los que cuentan con contrato en vigor: los que siguen del recién finalizado ejercicio, los que regresan después de completar su cesión y los refuerzos ya firmados para la próxima temporada. Una veintena de jugadores a los que habrá que añadir alguna incorporación más para reforzar las posiciones con mayor necesidad y, luego, las peticiones lógicas del cuerpo técnico que se encontrará con una plantilla casi cerrada. No es de extrañar que la construcción del plantel quede relegada a un segundo plano hasta saber la identidad del nuevo técnico, que deberá conocer las herramientas de trabajo, los jugadores, para la temporada. El propio director deportivo numantino, César Palacios, señaló que la contratación del técnico era prioritaria y lo más necesario en estos momentos. A partir de ahí, deberá sintonizar con sus gustos sobre jugadores y posiciones e intentar encontrar en el mercado, en la medida de las posibilidades del club soriano, lo que reclame para reforzar el grupo, variarlo con alguna salida o cesión y configurar la plantilla para iniciar la competición a mediados de agosto.

El mercado da un margen notable de tiempo desde el próximo 1 de julio hasta el 1 de septiembre. En las temporadas precedentes, el Numancia ha buscado hasta casi el último momento reforzar su plantilla y esta campaña no parece diferente. Dentro de las necesidades básicas para armar la plantilla está la de los laterales. Tanto por el costado derecho como por el izquierdo, el equipo rojillo no cuenta con ningún efectivo después de la salida de Unai Medina, Markel Etxeberria, Cristian Ganea, Adrián Ripa y Luis Valcarce. La contratación de varios jugadores para esas posiciones son de necesidad obligada para la dirección deportiva. La vuelta de David Rodríguez a su club de procedencia, Osasuna, una vez cumplida la cesión, abre la puerta a otro delantero puesto que se convirtió en el punta de referencia para el técnico López Garai. La llegada de Albiach cubre la zona de la media punta, no la del ataque en su completa expresión. Un posible refuerzo deberá luchar por el puesto con Viguera, Higinio, Guillermo y Jordi Sánchez, cedido al Ibiza en el mercado de invierno.

Admonio Vicente, fichado el pasado invierno, es un jugador para la zaga, un central, posición en la que pugnará con nombres como Atienza, Carlos Gutiérrez y Derik Osede. En la zona donde conviven más especialistas es en el centro del campo con Escassi, Gus Ledes, Kako Sanz, Larrea y Noguera, los dos últimos deberán incorporarse tras su cesión a la Ponferradina y Racing de Santander, respectivamente, y en las bandas con Nacho, Mateu, Yeboah y Oyarzun.

En la portería, por último, el nuevo entrenador se encontrará con los dos efectivos que se han repartido la competición durante el ejercicio recién finalizado, Juan Carlos, en la Liga, y Campos, en la Copa.

http://www.heraldodiariodesoria.es/noticias/deportes/nuevo-proyecto-definir_134242.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies